Mindfulness en el trabajo, ¿cómo afecta a la felicidad laboral?

A estas alturas, quien más quien menos estamos al tanto de esto de la atención plena y ya sabemos que no es (solo) cosa de hippies. Hoy vamos a hablar de mindfulness en el trabajo; pero no de la manera que te esperas (o quizá sí, si te pasas de vez en cuando por nuestro blog), sino de cómo se relaciona la mindfulness con la felicidad laboral.

Para una guía amplia y general sobre el concepto te remitimos aquí. Para una perspectiva amplia sobre el peso específico de la felicidad laboral en el negocio, mejor que hables directamente con nosotros. Y para entender cómo se relacionan felicidad, trabajo y mindfulness… ¡sigue leyendo!

La mindfulness laboral en la promoción de la felicidad y la salud mental

Cuando juntamos estas dos palabras suelen aflorar nociones de tipo mejora de funciones cognitivas, claridad en la toma de decisiones, superación en términos de autocontrol, etc. ¿Qué tienen en común? Que apuntan a la productividad y el rendimiento. Y eso está bien (que la mindfulness ayude en ese sentido), pero no es por donde van los tiros.

Nosotros estamos pensando más en esta otra línea de considerar la mindfulness en el trabajo como una forma de cuidado de las personas, que apunta más bien a la búsqueda de cierto bienestar emocional y, en último término, a ese Shangri-la metafórico que consiste en ser felices en el trabajo.

Pensando en términos de salud mental en el trabajo, la mindfulness ofrece resultados positivos en cuanto a:

  • Reducción de los niveles de estrés y ansiedad
  • Gestión más equilibrada del equilibrio trabajo-vida personal
  • Mayor resiliencia emocional
  • Mejora de las relaciones interpersonales

Ejercicios y técnicas específicos

La práctica “canónica” de la mindfulness procedente del yoga vipassana es sin duda difícil de poner en práctica en el entorno laboral (¿te lo imaginas?). Otra cosa es la conocida como “práctica informal”, más compatible con otras tareas de nuestro día a día laboral (incluso relacionada directamente con ellas).

Aquí te proponemos una pequeña lista de prácticas de mindfulness en el trabajo que puedes modificar o adaptar de acuerdo con tus circunstancias particulares:

  • Busca una postura de trabajo cómoda, centrándote en la percepción de sensaciones (posición de la espalda, contacto con el suelo, tensión en el cuello).
  • Respira de forma acompasada. No es necesario que “te concentres” en ella, sino que la utilices para marcar un ritmo de trabajo confortable.
  • Prepara tu mente para el trabajo: presta atención a la tarea concreta que te dispones a acometer y no a otras anteriores o posteriores.
  • Toma conciencia de lo que estás haciendo, eliminando estímulos externos, por ejemplo repitiendo mentalmente tres veces la acción concreta.
  • Haz pausas activas que consistan en darte cuenta de la experiencia presente (con serenidad, sin recordar o anticipar otras actividades).
  • Vive el momento del almuerzo; esto quiere decir que, si estás comiendo, céntrate en comer, en las acciones y sensaciones que suscita.
  • Cierra el “modo trabajo” al salir del trabajo, dedicando 2-5 minutos a recoger, despedirte y salir de forma consciente.
mindfulness en el trabajo 2

Casos de éxito reales de organizaciones “plenamente atentas”

Estas cosas como la mindfulness en el trabajo, que a veces parecen tan etéreas, como mejor se ven es dando ejemplos de uso concretos y reales. Vamos allá. Pero antes, una advertencia: ¡el “mindfulnesswashing” tipo Amazon y sus cabinas zen NO es la idea!

  • Google. Cómo no. El gigante de Mountain View lleva más de quince años ofreciendo programas como el archiexitoso Search Inside Yourself de Chade-Meng Tan, que ha llegado a convertirse en un spin-off independiente.
  • Aetna. Otra de las organizaciones pioneras en “mindfulnesizar” a sus empleados. Cuenta con directores y centros especializados en ello, y los resultados parecen estar de su lado (-18% de estrés y +4% de engagement en 2018).
  • Boston Consulting Group. Adalides y habilidosos practicantes del bienestar laboral, BCG ha sido alabado tanto por la inclusión de la atención plena en sus actividades específicas como por su evangelización al respecto.
  • Hilti. Una compañía de herramienta eléctrica para la construcción no es el lugar donde esperamos encontrar mindfulness… Pero precisamente es donde más se necesita; su programa Our Culture Journey lo demuestra.

Imagen de portada: Chris Webster en flickr

Lectura recomendada